Posturas en las entrevistas de trabajo

Debemos tener en cuenta que además de nuestro histórico de experiencia en el trabajo, nuestro interlocutor nos va a visualizar y debemos generar una energía que nos sea favorable, por lo que sería recomendable tener algunas consideraciones a la hora de la entrevista.
Debemos mirar siempre a los ojos del entrevistador.
Nuestra sonrisa debe ser relajada y no forzada, mostrar sinceridad en ella.
No debemos levantar las cejas, torcer la boca o taparla, mordernos los labios y tocarnos el pelo. Estas acciones pueden generar dudas al entrevistador.
Nuestra postura en la silla debe manifestar la confianza que tenemos en nosotros y la cabeza y la espalda deben estar rectas, hay que evitar estar sentado al borde de la silla y mover los pies miestras hablamos.
Las manos deben estar siempre a la vista y relajadas, evitar jugar con cualquier cosa que pueda distraer al entrevistador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>